NO ME DIGAS NO, POR FAVOR

llanto1

Estoy inmerso en esta batalla
Y temo perderla.
Ya, ya sé que lo intenté una vez
Pero pienso vencer tu negativa.
Ahora tengo la suficiente fuerza
Para enfrentarme a mí destino.
Pero, por favor, no digas NO.
Sería un golpe muy fuerte,
Y, aunque me siento preparado,
El daño sería irreparable.

Por favor, no digas NO.

Voy a pedírtelo otra vez,
Aunque presiento buitres esperando mi cadáver.
Aunque tengo miedo que no fluyan mis palabras,
Aunque tengo miedo que se me seque el alma.

Por favor, no digas NO.

Sólo te pido un poco de piedad,
Sólo te pido un poco de locura.
Dime que sí, aunque luego resulte desastroso.
¿Por qué no lo intentamos?
Tan sólo una vez, te lo prometo;
No pido más, con una vez me basta.

Pero, por favor, no digas NO.

Sólo tienes que afirmar con tu cabeza,
Y me sentiré feliz
De que me prestes tu bicicleta
Para dar una vuelta.

 

Anuncios

35 comentarios sobre “NO ME DIGAS NO, POR FAVOR

    1. Qué va, si no me gustaba. ¡La bici sí!
      Sabes, pues la muy jodida de ella no me la prestó. Menos mal que todavía tenía guardado el triciclo de cuando tenía tres años. jeje

  1. Bárbaro y sin ninguna barbaridad… Ya estaba en vilo… Mejor un estupendo humor, que ser montón de paja (de ser posible, de no estar colado sin remedio, jejeje…) Es un decir de estas tierras.
    Buen resto de día, y mañana, ¡mejor aún!
    Un brazo, Jesús.

    1. Vale, vale. Ah, y no te procupes, te dejaré el depósito de gasolina lleno. Ay, no sé ¿usa gasolina la bicicleta?
      Bueno, es igual, te dejo el depósito lleno.
      20 € de besillos!!

    1. jaja, ¡te engañé! jeje.
      Pues sabes una cosa, al fin la desgraciada no me prestó la bicicleta. Ya me las pagará, voy a vaciarle el depósito de la gasolina, a ver cómo se las arregla luego, jaja, la estoy viendo con una botella en la mano camino del surtidor más próximo.
      Besos!

      1. Mañana precisamente me hacen el cateterismo. Hoy he estado aleccionando a mi corazón para que se porte bien, no sea que le vayan a suspender el examen. jeje
        Esperemos después los resultados, eso me tiene un poco ansioso, pero me desahogo riéndome de mí mismo.
        ¿Te imaginas que después de estarlo alimentado gratis un montón de años, vaya ahora el corazón y me diga ¡ahí te quedas!? ¡Es que lo mato! Te lo juro.
        Gracias por tu interés, Luna.
        Un beso, muy, muy fuerte!!!

  2. Por Dios! si q. me intrigaba llegar al final de esas lineas. Por fin q. le dirá al final; pero le has dado un giro, creo q. la foto hizo su efecto, pero buena al final parece una forma de superar ciertas cosas y es parte de todo. Me ha gustado, con susto, pero bueno.

    1. Gracias, Carmen.
      ¡Lo que sufre uno por dar una vuelta en bicicleta!
      Menos mal que aún tenía guardado el triciclo que de pequeño me regaló mi padre. jeje
      Un abrazo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s